domingo, 25 de julio de 2010

Tejedores

En Noviembre del año 2005 la UNESCO declaró al arte textil de la Isla Taquile como “Obra Maestra del Patrimonio Oral e Inmaterial de la Humanidad”, e incluso algunos especialistas en el tema han llegado a definir a los taquileños como los mejores tejedores del mundo.
Para sus confecciones utilizan lana de llama, alpaca y oveja además de plantas y piedras para otorgar el colorido en una actividad que aprenden desde sus primeros años y que forma parte de cada instante de sus vidas por lo mismo no es raro ver a los hombres tejiendo con sus palillos mientras caminan o participan de una reunión social, en tanto las mujeres pasan el mayor tiempo posible frente a sus telares.
En un pueblo de diestros tejedores no es extraño que sus prendas de vestir alcancen un significado que va mucho más allá de sencillamente arroparse. Es así como los colores usados y los bordados en las prendas definen el rol desempeñado por cada individuo en su compleja organización social, Más interesante aún es que la forma y color de los pompones con que los varones adornan sus sombreros y las mujeres sus faldas indican si se encuentra solteros, solteros en busca de pareja, comprometidos en matrimonio, casados, casados pero distanciado de su cónyuge o viudos. Además a la faja que todos y cada uno lleva en su cintura continuamente se le agregan bordados que representan los acontecimientos importantes en sus vidas, de esta forma matrimonios, nacimientos de hijos, cosechas abundantes, años difíciles y la muerte de algún cercano se encuentran impresos en un verdadero diario de vida que puede ser leído por cualquiera que entienda su simbología.
Como los taquileños confeccionan personalmente cada una de sus prendas imagínense la importancia emocional que ello conlleva, quiero decir ¡con que ilusión una jovencita dispondrá en sus faldas los pompones de colores con los que demostrará que se encuentra en busca de pareja!, ¡con que alegría un joven padre adornará su faja con las señas del nacimiento de su primer hijo! o ¡con que tristeza una mujer bordara en su pañuelo los dibujos que den cuenta de su viudez!.
Mientras en Taquile sus habitantes pasan largas y meditadas horas escribiendo su historia y definiendo sus estados sentimentales para buena parte del resto del mundo especificar si somos completamente solteros o estamos en una relación, así como muchos otros detalles de nuestra vida, se limita a simplemente elegir una casilla dentro de las opciones de nuestro perfil de facebook.

10 comentarios:

Jan Puerta dijo...

Hay rincones en el mundo que son únicos. Tan especiales que uno no quisiera alejarse nunca de ellos.
Haces una reflexión muy acertada sobre los sentimientos de sus habitantes. Excelente.
Un abrzo

RECOMENZAR dijo...

Bellamente escrito tu escrito se envuelve de palabras

Patricia González Palacios dijo...

Un bello tesoro, esperemos que no se pierda, tus reflexiones siempre tan precisas, besitos paty

SUSANA dijo...

Apropiadamente, los habitantes de Taquile, "tejen la historia". Y lo hacen en una forma hermosa, comunicando punto tras punto y prenda tras prenda, los hechos de la vida.

Luis, me agradó mucho esta historia. Gracias Enormes por compartirla.

Un abrazo!

SOMMER dijo...

No te puedes imaginar cuánto daría por poder visitarlos ¡¡¡¡
Lugares únicos.

mi nombre es alma dijo...

Imagino que todas las vestimentas empezaron siendo como las de tus tejedores muestra de estados de ánimo. Ahora parece ser que son maneras de esconder nuestros estados de ánimo.

Alís dijo...

Imaginaba cómo se siente la mujer que ve cómo su marido se pone el pompón de casado, pero distanciado...
Sorprendente esto que cuentas de los habitantes de Taquile, de los que jamás había oído hablar y que sin embargo deben de tener una cultura fascinante.
Gracias por contárnoslo y hacerlo con la sensibilidad con que sueles contar las cosas.

Besos

Común dijo...

Hola!!!!!
Que buena noticia, cuando visitos lugares donde hay artesanos, casi siempre compro algo.....
Que tengas una muy buena semana y que todos tus proyectos se cumplan…..
Un abrazo de oso.

Alimontero dijo...

Simplemente maravilloso Luis!!
Tu texto como la imagen autóctona nos habla de nuestras historias.
Culturas desconocidas, graficadas y dadas a conocer por un interesado en el mundo, por ese Ser que lo habita!

Muchas gracias...;-)

Un gran abrazo!

Ali

Ŧirєηzє ✿ܓ dijo...

bonita historia que no conocia...
sooy admiradora de todos los trabajos artesanales...y siento profunda tirsteza de que muchos esten desapareciendo...
ya tengo necesidad de ver los trabajos de estos tejedores....

gracias por la historia...
abrazos